Con el código MESGRATIS te devolvemos el 1er MES en tu plan de ahorro

Tabla de contenido

¿Te gusta? Compártelo:

¡Queremos mejorar!
Envíanos tus sugerencias a info@bmiahorro.com.do

Técnicas para mejorar tu calidad de vida

Tabla de contenido

Si quieres vivir muchos años con bienestar físico y emocional, mejorar tu calidad de vida debería ser tu principal meta. Y es que, el ser humano se ha dedicado a buscar como mejorar esa calidad de vida, a través de la ciencia, la alimentación, la actividad física y el manejo del estrés con técnicas como el mindfulness.

…Y lo ha conseguido de manera exitosa, pues la esperanza de vida aumentó significativamente en los últimos años. Por ejemplo; los nacidos en los últimos 20 años podrían vivir hasta los 75 años, en promedio. Mientras que los que nacieron a principios del siglo XIX, rara vez llegaban a los 40 años.

Podríamos entender la calidad de vida como una medida que evalúa el grado de satisfacción de una persona con su vida y su entorno, teniendo en cuenta diversos factores que influyen en su día a día.

¿Cómo mejorar la calidad de vida?

  • Realiza actividad física

Muévete diariamente. No necesitas machacarte en el gimnasio, con tener al menos 30 minutos de actividad al día ya es un gran paso.

  • Lleva alimentación consciente y balanceada

Esto incluye alimentarse de manera sana y nutritiva, de acuerdo con nuestras características.

  • Consolida buenas relaciones

Relacionarte es fundamental para tu bienestar emocional, por eso es tan importante disfrutar con los que más quieres y quedar con ellos a hacer actividades que te gusten.

  • Gestiona el estrés

Hoy día hay muchas maneras de gestionar el estrés como las técnicas de meditación, el mindfulness, yoga, trabajos de respiración o cualquier otra actividad que sirva para relajarte y dejar atrás la ansiedad y las preocupaciones.

  • Adopta buenos hábitos al dormir

Procura dejar las pantallas al menos una hora antes de acostarte y trata de dormir entre 7 y 8 horas al día.

Una investigación reciente asegura que seguir estos hábitos de vida sanos puede aportar mayor bienestar y calidad de vida, retrasar dolencias y alargar la longevidad.

Cómo gestionar el estrés

Existe una gran cantidad de técnicas que pueden ayudarte a gestionar el estrés de la mejor manera, y es que lo que sirve para uno no necesariamente sirve para todos. Hay para elegir.

Mindfulness

Llamado también atención plena, no es más que ser conscientes en el momento presente. Es una práctica de meditación, que busca mantener la consciencia en lo que estamos viviendo en el momento actual, a través de técnicas de concentración y atención.

Lo que suele ocurrir es que en el día a día, nos centramos en prestar atención al futuro o al pasado, y no en fijarnos en el momento actual.

Y es que la verdad es que no tenemos acción en lo que ya sucedió (pasado) y lo que está por venir (futuro). Sin embargo, la muerte es una realidad segura para todos los seres humanos y dejar esto listo puede evitarte algunas preocupaciones.

Practica ejercicio

Puede ser yoga o taichí, por ejemplo, ya que ambas se basan en un trabajo respiratorio. O cualquier otra actividad que te permita estar consciente en el momento presente.

Conéctate con la naturaleza

Disfruta de un día en la playa o en la montaña, o si eres prefieres la aventura, aprovecha y practica algún deporte al aire libre. La naturaleza reduce la frecuencia cardíaca y la tensión arterial, incluso mejora el estado de ánimo.

Seguro de vida con ahorro y calidad de vida

Contratar un seguro de vida surge ante la intranquilidad o el temor que se puede llegar a tener por la estabilidad familiar, por el bienestar de los que más quieres, para garantizarles protección cuando ya no estés.

Y muy probablemente, esa intranquilidad puede ser una de las causas de tu estrés. Por eso contratar un seguro de vida va a mejorar tu calidad de vida, al brindarte esa tranquilidad, te restará preocupaciones y reducirá tu estrés.

Incluso podríamos decir que contratar una póliza supone un esfuerzo, una concentración y un análisis de tu presente y del entorno, muy similar a lo que hacemos con el mindfulness. Pues tienes que evaluar diferentes factores desde afuera, antes de tomar la decisión que mejor se adapte a ti.

Y si contratas un seguro de vida y ahorro que además de garantizar una póliza con cobertura de vida incluye un plan de ahorro, la protección será doble.

Combina hábitos saludables, técnicas para gestionar el estrés y un seguro de vida con ahorro te van a permitir poner distancia e impedir que los problemas del futuro condicionen tu día a día.

Si aún contratar un seguro de vida no te termina de convencer, no te pierdas 5 razones para tenerlo.

¿Quieres saber más sobre BMI Ahorro?

Déjanos tu correo electrónico para recibir más información

¿Quieres saber más?

Recibe más información

Déjanos tu correo electrónico para recibir más información

O te llamamos